martes, 12 de diciembre de 2017

EL ESPIRITU DE LA NAVIDAD PERDIDO...

Con los años muchas personas pierden la ilusión, la chispa que solo prende con el espíritu de la Navidad. A veces los avatares de la vida no ayudan a recuperar ese estado emocional, también los usos sociales y las obligaciones familiares imponen costumbres que hacen pasar estas fechas sin pena ni gloria y, en otras ocasiones, el estrés apabullante del día a día impide disfrutar de esa magia especial... Hay miles de motivos que un adulto puede utilizar para zafarse del espíritu navideño. Eso sí, cuando hay niños en casa las cosas cambian. Por ellos, y también por uno mismo, se puede hacer un esfuerzo y recuperar otra vez esa emoción navideña.

Las personas que se encuentran solas, que viven en un país extranjero, que han perdido a un ser querido, que sufren de forma acusada los estragos de la crisis, o que viven conflictos familiares... son las más sensibles a perder la magia de la Navidad. Pero aunque no todo sea perfecto, ni la familia la más armónica, ni la vida la más feliz, ni el estado de ánimo el más vital... hay pequeños detalles que pueden ayudar a disfrutar de estas fiestas. Adornar un pequeño árbol, escribir la carta a los Reyes Magos con los niños, visitar los mercadillos de las ciudades o los belenes vivientes, hacer un viaje, conocer a gente nueva, llamar a ese amigo que hace tiempo no se habla con él, pasear para observar las luces de las calles, preparar una sorpresa para un familiar... «Los pequeños detalles son los que hacen que nos ilusionemos».

Hay una forma de reducir los sentimientos negativos, la soledad, cuando llegan estas fechas. Cada persona debe entender que «no existe una única Navidad, sino que hay muchas formas de vivirla, tantas como personas». Lo más importante es difrutar de estos días y compartir esa ilusión con los seres queridos. «Comparte tu tiempo, tu alegría, tus actividades, tus emociones. Ayuda a los demás y también déjate ayudar. Sonríe a los demás y verás cómo esa sonrisa se te devuelve. Tómate tiempo para disfrutar, vamos con tantos prisas en nuestra sociedad que no nos permitimos poder sorprendernos e ilusionarnos con lo que tenemos a nuestro alrededor, ilusiónate por las pequeñas y grandes cosas».

Con el fin de crear una feliz navidad para todos, el ANPA se ha unido a la campaña de RECOGIDA DE JUGUETES!!!!
Las Cafeterías APeTéCeMe de Lugo y Vigo ponen en marcha todas las navidades su campaña de “Recogida de Juguetes” cuyo objetivo persigue que niños de familias con pocos recursos vuelvan a disfrutar de toda la alegría y emoción de rasgar el papel de regalo y disfrutar de un juguete. 
Estas navidades queremos colaborar con ellos y desde el Anpa os pedimos que si tenéis algún juguete que esté en buenas condiciones lo donéis a esta buena causa .
El lunes 11 , estaremos de 9:30 a 10:30 en nuestras oficinas y de 5:10 a 5:20.
Martes, miércoles y jueves de 5:10 a 5:20.

viernes, 24 de noviembre de 2017

EL VALOR DE LOS CUENTACUENTOS...

Uno de los mayores placeres vinculados con la literatura es que alguien te cuente una historia. Pero no vale cualquier orador, debe ser alguien que lo haga con sentimiento.

La literatura oral puede darse casi por perdida, ahora todo está registrado en papel y sobretodo en internet. Sin embargo, podemos encontrar la figura del "cuentacuentos" como continuador de la tradición oral.
El contar una historia es un acto intenso que invita al recogimiento, a concentrarse y a refugiarse. El contador de cuentos es un personaje fundamental porque sin él, el cuento se convierte en algo dormido, aletargado. La narración de un cuento, es una actividad amena y divertida, ya que el narrador con su habilidad cuenta historias ayudando a los niños a visualizarla, y asentir las emociones propias del argumento.
Además, estimula una comunicación afectiva entre niños y adultos que se sumergen de lleno en una historia, conectan con ella y pasan un rato agradable. Sin olvidar, que los cuentos son muchas veces la excusa para inculcar valores a los niños y que conozcan situaciones que sirvan de ejemplo para los buenos modales, el buen comportamiento y saber desenvolverse en determinadas situaciones.

Los cuentos han sido utilizados desde tiempos atrás ,como una herramienta didáctica que permite ir desarrollando en los niños competencias comunicativas ,argumentativas ,interpretativas ,que serán luego la pauta para el desarrollo de habilidades fundamentales en su constante interacción con un mundo en el que es necesario tener la capacidad de leer ,escribir, hablar y escuchar .
En esta misma secuencia de ideas los cuentos tienen la facilidad de aportarle a los niños un lenguaje que no solo será amplio y diferente en cada versión sino también en el que encontrara infinidad de significados a reconocer en el que tendrá contacto con las diferentes reglas ortográficas de la estructura gramatical en todas sus subdivisiones.

BENEFICIOS DE UN BUEN CUENTACUENTOS:
  • Estimulan la imaginación. 
  • Enriquecen el lenguaje. 
  • Los niños se prepararán para las dificultades de la vida, y aprenderán a afrontar los contratiempos.
  • Aprenderán también el valor de ser bueno. 
  • Adquirirán pasión por la lectura. Leer es muy importante para formarse y aprender algo nuevo cada día.
  • Y por supuesto se divertirán!

lunes, 20 de noviembre de 2017

COMO ENFRENTARSE A LA PUBERTAD?

Desde el punto de vista físico, esta edad es la más sana. Casi nunca caen enfermos.
Por otro lado, es una edad de riesgo. Muchos problemas de su salud futura empezarán ahora (tabaquismo, obesidad, fracaso escolar…)
A parte de los cambios claramente físicos, se producen muchos otros que influyen en su conducta y hábitos diarios...

TÉCNICAS DE ACERCAMIENTO
  • Siguen necesitando límites o normas de referencia, pero deben ir ampliando su autonomía. Las normas deben ser claras y razonables. Pueden ser negociadas. No pueden existir reglas para todo. Los padres tienen que estar de acuerdo entre ellos. Reconocer cuando nos equivocamos. No siempre los adultos están en posesión de la verdad.
  • Si los padres quieren enseñar a sus hijos buenos comportamientos deben predicar con el ejemplo.
  • Aumentar su autoestima y ayudarles en sus inseguridadesNo se les debe recriminar o ridiculizar delante de sus amigos, ni decirles que lo que dicen son tonterías.
  • Los chicos solo acudirán a los padres si saben que estos no los sermonearan ni criticaran continuamente. Escucharlos es fundamental. Significa evitar interrumpir y poner atención. Hablar abiertamente sobre temas como el sexo, las drogas, el alcohol o el tabaco. Antes de que se exponga a situaciones problemáticas. Aprovechar el momento de las comidas en familia para hablar de las cosas cotidianas y conocerse mejor.
  • La asignación de dinero debe ser juiciosa y con unos criterios para que se administren.
  • Durante esta época los amigos tienen mucha influencia y son lo más importante para ellos. Sin embargo no reemplazan a los padres. Estos siguen siendo lo que más influyen en la vida de sus hijos. Conocer los amigos de tu hijo y los padres de sus amigos.
  • Respetar la intimidad de su hijo. Respete su habitación y sus llamadas telefónicas Por supuesto, debe saber siempre dónde está, con quién y qué está haciendo pero no necesita conocer todos los detalles.
  • Tener paciencia. La mayoría de los problemas de la adolescencia no son graves ni duraderos. La crisis de la adolescencia es una crisis familiar. Los padres también necesitamos apoyo.
OCIO Y ACTIVIDAD FÍSICA
  • Fomentar el ejercicio como alternativa a otro tipo de ocio menos saludable. Si es en equipo, además de sano, ayuda a aprender normas de convivencia y de relación con compañeros.
  • Limitar actividades pasivas e individuales como, el acceso al ordenador, TV o videoconsolaSupervisar lo que ve y lo que lee su hijo (TV, Internet). Conocer a quien chatea.
  • Estimular la lectura y el estar informado sobre la actualidad. Es un buen de modo de mejorar conocimientos, soñar, y viajar.
GUIARLES
  • Se debe informar sobre los riesgos del tabaco, alcohol y drogas.
  • También sobre la prevención de infecciones de transmisión sexual y embarazos no deseados.
  • Enseñarles a ser autónomos en sus decisiones, a decir NO ante situaciones de presión.
  • Es bueno “predicar con el ejemplo”. Los hijos de fumadores son fumadores pasivos. Se cuestionarán por qué a ellos se les dice NO.
  • A veces a esta edad hay que estar más pendiente puesto que algunos chic@s se preocupan menos de su aseo personal, algo que suele ser temporal. Aun así, es bueno insistir en seguir con las buenas costumbres.
IDENTIFICAR LAS  POSIBLES SEÑALES DE ALARMA
  • cambios extremos de peso
  • problemas de sueño
  • cambios bruscos de personalidad
  • cambio repentino de amigos
  • faltar a clase continuamente
  • empeorar las notas
  • hablar o bromear sobre el suicidio
  • indicios de que fuma, bebe alcohol o toma drogas
  • problemas con la ley
  • falta dinero en casa